Defensores del Evangelio

PASTORES DE LA IGLESIA "CRISTIANA" RIOS DE VIDA ECHAN COMO PERROS A LIDERES POR CUESTIONAR SUS DOCTRINAS

Bendiciones. 
Aparentemente son una linda y hermosa familia. Pero en realidad son una manada de Lobos!!!
Hace un poco mas de 6 meses que no escribo nada sobre esta iglesia, puesto que ya lo que tenia que hacer lo hice, bajo la dirección de Dios. Pero los dedos me duelen, al no escribir estas siguientes lineas que usted ahora lee, primero con incertidumbre y segundo con cierto espectáculo a saber que diré esta vez. Si es lo segundo, le digo que se arrepienta, ya que esto que hago no es para chismosear o murmurar que aquel o aquellos. Es para ADVERTIR a los ciegos del evangelio que salgan de las fauces de LOBOS RAPACES, que con su astucia engañan a muchos jóvenes.

Estos meses me han llegado muchos correos de jóvenes que me describen su "echada" de la iglesia, no me sorprende que eso pase. Lo que me sigue sorprendiendo es la cantidad de jóvenes que siguen allí creyendo es pajaritos, viendo como denigran, insultan y maltratan psicológicamente a sus amigos.  Que se convierten inmediatamente en Ex-Amigos por no compartir la misma visión y por cuestionar a su Maximo Lider Opresor Miguel Arrazola.

CASH LUNA INSTA A QUE SUS SEGUIDORES SEAN COMO SIMÓN EL MAGO

Simón el Mago Luna y su discípulo Miguel Arrazó la fe.

Hechos, capitulo 8, comenzando en el verso 5 leemos lo siguiente: “Entonces Felipe, (el diacono, no el apóstol), descendiendo a la ciudad de Samaria, les predicaba a Cristo. Y la gente, unánime, escuchaba atentamente las cosas que decía Felipe, oyendo y viendo las señales que hacía. Porque de muchos que tenían espíritus inmundos, salían estos dando grandes voces; y muchos paralíticos y cojos eran sanados; así que había gran gozo en aquella ciudad.” 9 “Pero había un hombre llamado Simón, que antes ejercía la magia en aquella ciudad, y había engañado a la gente de Samaria, haciéndose pasar por algún grande. A este oían atentamente todos, desde el más pequeño hasta el más grande, diciendo: Este es el gran poder de Dios. Y le estaban atentos, porque con sus artes mágicas les había engañado mucho tiempo. Pero cuando creyeron a Felipe, que anunciaba el evangelio del reino de Dios y el nombre de Jesucristo, se bautizaban hombres y mujeres. 13 También creyó Simón mismo, y habiéndose bautizado, estaba siempre con Felipe; y viendo las señales y grandes milagros que se hacían, estaba atónito”. (Biblia RV 1960).